Color
Verde de piscina en Ambalema, con diminutos fragmentos que se desprendían de la anatomía de ese “diablo” embotellado, denso y misterioso como el expediente de Emilio Tapia.
Nariz
Potente, turbadora. Una nota salina de salsa de soya sube por el bulbo olfativo para dar paso a alrmantes olores de corcho, pelo chamuscado y culebra toreada.

Boca
Es el clásico sabor del umami (quinto sabor) con esas notas de soya, carne, arroz y piña cocida. Su paso por la garganta es lento y angustioso, una especie de licor tribal e iniciático para asistir a un rito aterrador y macabro como las próximas elecciones al Congreso.
Conclusión
Nada mejor en esta época electoral que un licor de lagarto para lagartos. Se dice que es un gran potenciador sexual —a ver si le da un poco de “vigor” a la campaña de Marta Lucía—, también mejora la visión —a ver si Peñalosa logra por fin encontrar buenas compañías— y, además, ahuyenta los malos espíritus a ver si el presidente Santos se sacude uno que otro “diablillo” que le ronda.

Nota
Regálelo en estas elecciones a su “lagartija” favorita.

Nombre: Ma Zong She Jiu (Licor de Lagarto)
País de origen: China
Cudad: Pekín
Alcohol: 35 °Vol. Alc.
Ingredientes: licor de arroz, ginseng y un lagarto geko maserado por doce meses
Temperatura de servicio: 12 °C
Fabricante: Mount Elephant
Precio: Créalo o no unos $500.000 (ser torturado cuesta) 

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.