Los Capachos son sinónimo de tradición llanera. Hace trece años, Mauricio López, gracias a una buena dosis de cultura ochentera, creó un lugar de rumba parecido a los que él veía en Bogotá y en varias partes del mundo.

El sitio poco a poco fue creciendo hasta convertirse en la meca de la rumba de una ciudad que no estaba acostumbrada a esos voltajes. Si uno va a Villavicencio y no parrandea en Los Capachos, está en nada. La entrada impresiona de inmediato, un grupo de actores vestidos con los trajes típicos de la región lo recibe disfrazados de mitos y leyendas. como la Patasola, la Madremonte y el Pata'e Cabra, entre otros. De ahí, tiene acceso a cuatro salones de diferentes ambientes en donde se puede disfrutar de lo mejor del folclor llanero, la música electrónica, el reggaetón o los clásicos del merengue y la salsa. La seguridad es otra prioridad del lugar y está garantizada con detectores de metales y veinticinco personas que están pendientes de cada detalle que pueda alterar la tranquilidad.

¿Va para Villavo? Prepárese, porque el ritmo del espíritu del Llano que se respira en Los Capachos hace que uno se enamore de esta tierra. ?

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.