Radar SoHo nació como un experimento con el que pretendíamos crear una aplicación móvil para dinamizar las relaciones entre hombres y mujeres, y de paso probar las herramientas que el mercado tecnológico ofrece. Anunciamos que la sacaríamos al mercado, pero nos apresuramos: en el trayecto comprendimos que la aplicación necesita varios ajustes, tanto de forma como de fondo, para poder ofrecer un producto con el que nadie se sienta afectado ni agredido, propósitos que jamás han hecho parte de nuestras intenciones. A veces, el desenfado para hablar de mujeres del que presumimos los hombres puede cruzar una línea equivocada que no queremos atravesar. Por eso, hace una semana tomamos la decisión de dar de baja dicha aplicación antes, incluso, de que hubiera visto la luz, y no queremos que pase más tiempo sin que presentemos nuestras sinceras excusas a quienes se hayan ofendido: mil perdones. 

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.