El orinal de Duchamp
Marcel Duchamp es quien comenzó todo este cuento. Fue pionero del arte conceptual y sostuvo que el tema a la hora de crear una obra es lo más importante. Su Orinal de porcelana fue rechazado por la Sociedad de Artistas Independientes de Nueva York, que no quiso exponerlo, y luego se convirtió en la pieza más importante de los ready-made del artista, pues abrió la posibilidad de presentar objetos como arte. La inscripción R. Mutt hace alusión al seudónimo que Duchamp utilizó para abreviar el nombre de la compañía de plomería donde lo compró.
Marcel Duchamp
Fuente, 1917 (réplica, 1964)
Ready-made; orinal de porcelana,
61 x 48 x 36 cm
Galería Schawrz, Milán

Don Cicciolino
Jeff Koons era corredor de bolsa en Wall Street hasta que se decidió por el arte, a mediados de los setenta. La escultura de tamaño real fue hecha para la bienal de Venecia en 1990 y muestra al artista haciendo el amor con su mujer, que no es cualquier mujer: es la famosa (y hoy ojerosa) actriz porno italiana Cicciolina. Con esta y sus demás obras, Koons ha querido burlarse de la manipulación sicológica y el provecho económico que sacan del arte sus comerciantes.
Jeff Koons
Made in heaven, dirty - Jeff on top, 1991; plástico,
140 x 180 x 280 cm
Forum Ludwig Collection,
Aachen, Alemania

Envuelto en Christo
Christo y su mujer tienen la manía de envolverlo todo. Han envuelto árboles, bibliotecas, botellas, zapatos, centros comerciales, islas y hasta el parlamento de Alemania, no solo para expresar sus críticas sobre el consumismo, sino también por el carácter estético de las cosas envueltas. A pesar de la polémica, el Partido Verde alemán apoyó a Christo en su proyecto para envolver el parlamento y, tal vez por primera vez, los políticos tuvieron que discutir sobre una obra de arte. Por supuesto, no la entendieron? pero la discutieron.
Christo
Reichstag envuelto, Berlín, 1995
Largo: 135.7 m, ancho: 96 m
Altura techo: 32.2 m
Altura torre: 42.5 m

Trago, sangre y todo lo demás
Hermann Nitsch gestó un movimiento en Austria conocido como los Accionistas Vieneses, a principios de los sesenta. La escena hace parte de un performance en donde los actores participaban en una especie de bacanal que incluía procesiones, lavatorios de pies y derramamiento de sangre de animales sobre los cuerpos, haciendo alusión a los grandes rituales que la humanidad se ha inventado para encontrar cierto nivel de catarsis. Claro, en estos performances había trago ventiado.
Hermann Nitsch
Escena de un performance
Realización: Teatro de Orgías Misteriosas.
Quincuagésima acción, 1975, Prinzendorf, Austria

Lleno de vacío
Ives Klein fue cinturón negro de judo, se inventó un tono de azul con su nombre, dirigió una orquesta para tocar una sola nota y pintó los cuerpos de mujeres que después se pegaban a un lienzo para dejar sus huellas. Pero, sin duda, su golazo fue la obra El vacío, que reunió a más de 3.000 espectadores que debían pagar tres dólares para entrar a una galería y luego encontrarse con un espacio totalmente vacío (sacó hasta el teléfono) pintado de blanco. Para Ripley: la galería aseguró haber vendido dos obras de la exposición. ¿Qué se llevaron los compradores? Repuesta: El vacío y El vacío.
Ives Klein
El Vacío, 1958
Galería Iris Clert, París

Salcedo, al cajón
Es tan controvertido y divertido, que muchos no conocen bien la obra de Bernardo Salcedo, pero sí sus demoledoras críticas a Fernando Botero (dice que debería ser ministro de Hacienda) o sobre el país en general (que sería mejor que lo manejara un computador). Ha sido pionero del arte conceptual en Colombia y en su obra es determinante el uso de la palabra escrita y de los objetos como recurso plástico. Frases de cajón habla por sí sola sin necesidad de adornarla con las ácidas palabras de Salcedo.
Bernardo Salcedo
Frases de cajón, 1975
Madera de pino con inscripciones en tinta
30 piezas 8,5 x 21,5 x 5,5 cm (c/u)
Colección Galería Garcés Velásquez, Bogotá

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.