1. Los entubados, conocidos en el mundo de la moda como skinny jeans, están pegando. Pero, ojo, no son para todo el mundo: si usted está pasadito de kilos, ni se le ocurra usar ese modelo, pues se va a ver como empacado al vacío y probablemente va a mostrar la raya de alcancía cada vez que se agache. Más bien póngase unos sueltos en los muslos, y clave que sean de cintura media o alta.

2. No use bota ancha; la bota campana déjela en 1975. Mejor, busque unos jeans rectos, sin exceso de tela que le cubra los zapatos.

3. Si va de afán y necesita comprar urgente unos jeans, ahórrese tiempo en el probador de la tienda. Para saber cuál es su talla, póngase la cintura de los pantalones alrededor del cuello y, si las puntas se juntan, ya sabe que no le van a quedar chiquitos.

4. ¿Es bajito y le cuesta asumirlo? Trate de comprar unos jeans que tengan el tiro alto y le queden un poco más arriba de la cadera. Lo ayudarán a que se vea un par de centímetros más alto.

5. Siempre que uno va a comprar jeans le quedan largos. Le pedimos, entonces, que les mande coger el dobladillo de inmediato, pues esa mañita de enrollárselos lo hace ver muy ochentero —y no como un
ochentero hípster, que está de moda.

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.