Ray es hijo de Pascual Augusto Charrupi, uno de los primeros activistas del tema afro en Colombia. Además, es sobrino de Néstor Raúl Charrupi, el primer magistrado negro. Según dice, su familia es genéticamente contestataria, y él no iba a ser la excepción.

Este abogado, que fue secretario de Turismo del Valle, es el creador de Chao Racismo, una organización que nació en 2011, como respuesta a la publicación de la revista Hola en la que aparecían unas señoras del Valle y detrás de ellas dos mujeres de raza negra vestidas con uniforme de empleadas domésticas y cargando unas bandejas.

La organización se creó para luchar contra las prácticas racistas y para apostarle a la inclusión; por eso, además de presentar una demanda contra la revista Hola, Chao Racismo ha promovido otras denuncias y una campaña de mercadeo muy convincente, que tomó vuelo en la Feria de Cali y en el Carnaval de Barranquilla, donde muchas personas, la mayoría blancas, se pusieron literalmente la camiseta contra el racismo.

Hoy, el equipo está conformado por 15 personas, que, entre otras cosas, crearon el Plan de Acción y Mejoramiento Incluyente (Pami), que busca certificar a las empresas colombianas incluyentes. Este año, Chao Racismo premió a cinco empresas por ese motivo. Las ganadoras fueron restaurante Hooters, Now Hotel Cali, Hotel Windsor Plaza Cali, noticiero Más Pacífico y ParqueSoft.

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.