John Walker
Fué un hombre que, como dicen los escoceses, empezó a caminar desde los 14 años cuando murió su padre. Se fue de la casa y se patoneó toda Escocia viendo dónde estaba el negocio. En 1860 ya había inventado su primera botella. Luego, sus hijos, Robert y Alexander, siguieron produciendo whisky. Hoy, ningún descendiente de los Walker está en el negocio.

James Buchanan’s
Nació en Canadá en 1849, pero era hijo de inmigrantes escoceses. Volvió a su país, a los 15 años era mensajero, se ganaba el equivalente a 50.000 pesos colombianos al año, fue agente de ventas en una fábrica de whiskies, pero ya tenía claro lo que quería. Se asoció con un primo, pidió un préstamo y en 1884 fundó Buchanan’s & Co. Su primer gran contrato fue proveer de whisky al parlamento. Murió en 1935, cuando tenía 86 años.

Old Parr
Si mira cuidadosamente la botella de este whisky podrá saber que su nombre se debe a un inglés que supuestamente vio en vida a diez monarcas ingleses. Thomas Parr, más conocido como Old Parr, vivió 152 años y fue toda una celebridad en su época (dicen que nació en 1483). Fue enterrado en la Abadía de Westminster, un lugar reservado para el descanso de la realeza

Jack Daniel
Nadie sabe la fecha exacta del nacimiento, se dice que fue en septiembre de 1846. Jack Daniel, sin embargo, se dedicó a la destilería desde muy joven, algunos incluso llegan a afirmar que empezó en el negocio a los 20 años de edad. Curiosamente en Moore, el lugar donde nació este famoso destilador, no se puede consumir este “whisky” ya que en ese condado de Teennesse, Estados Unidos, está prohibida la venta de alcohol.

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.