Abasto

¿Conoce el movimiento “de la granja a la mesa”? Aunque no sepa qué es eso, su nombre lo dice todo: la idea, básicamente, es servir alimentos que vengan directamente desde el campo. Eso es lo que hacen en Abasto: trabajan con pequeños agricultores y hasta tienen su propio centro de producción. Esto significa que aunque no tengan platos típicos como tal, el menú sí es muy colombiano. Además de la comida, el plan también es visitar el mercado La Bodega de Abasto, a dos cuadras de la sede de Usaquén.

Vea también: ¿Qué almuerzan los empleados de un restaurante?

Dónde: Cl. 69A n.° 9-09 (Quinta Camacho),

Cra. 6 n.° 119B-52 (Usaquén)

Teléfonos: 6750492 (Quinta Camacho),

2151286 (Usaquén)

Los imperdibles:

La torta de almojábana y el estofado de cordero.

Platos desde: $22.900

Salvo Patria

En Salvo Patria la comida no es colombiana, pero sí tiene influencias, productos y técnicas locales, como la cocción en horno de leña. Si va después de las 6:00 p.m., pregunte por los platos del día, que no están en la carta, como el roastbeef con puré de yuca. Además, un extranjero que ande por Colombia querrá tomarse una buena taza de café… pues le contamos que en este restaurante, ubicado en una casona tradicional de familia rola, son expertos en el tema y, de hecho, cada semana ofrecen un café de origen de las diferentes regiones del país.

Dónde: Cl. 54A n.º 4-13 (Chapinero Alto)

Teléfono: 7026367

Los imperdibles:

la trucha ahumada y la milhoja La Patria.

Platos desde: $20.000

Mini-Mal

Si algo tiene este restaurante es creatividad. La sacan del estadio con platos que mezclan ingredientes colombianos no tan comunes —desde frutas amazónicas hasta tucupí de hormiga, un aderezo extraído del veneno de la yuca—, y el resultado es una delicia. En Mini-Mal no solo comerá bueno, sino que, además, apoyará el campo y el talento local, pues sus cocineros trabajan con productos de pequeños proveedores de varias regiones del país. Le recomendamos que se pase por la tienda de diseño que tiene el lugar para que su invitado se lleve un souvenir muy original, como un portarretratos de Chocorramo.

Vea también: Los secretos gastronómicos mejor guardados de Bogotá

Dónde: Tr. 4 bis n.° 57-52 (Chapinero Alto)

Teléfonos: 3475464 / 4735406

Los imperdibles:

los arrullos —frutos del mar sobre cocadas— y el chicharrón de calamar.

Platos desde: $24.900

Alimentación General

El pollo asado es, sin duda, el plato dominguero más taquillero en Colombia. Así que si quiere que un amigo gringo, por ejemplo, se familiarice con esta tradición, pero además le gustaría que fuera en un sitio muy play, Alimentación General es el lugar. Allá, además de pollo, podrá probar otros alimentos colombianísimos, como los cubios o la sobrebarriga. ¿Y los tragos? No puede dejar de tomarse un Refajo Gomelo, que tiene vermouth y cerveza rubia.

Dónde: Cra. 9 n.° 79A-26 (El Nogal)

Teléfono: 6560447

Los imperdibles:

el pollo rostizado al limón y la sobrebarriga braseada.

Platos desde: $27.900

Misia

Aquí todo es popular: desde el mantel hasta, por supuesto, la carta. Misia es un homenaje a los comedores de las plazas de mercado, a los paradores de carretera, a los piqueteaderos, a los puestos callejeros de jugos y raspados. Aunque la influencia principal del restaurante es costeña —su chef es la cartagenera Leo Espinosa—, también encontrará platos paisas, bogotanos y de otras regiones del país. Y a cualquier hora, porque tienen desayunos y piquetes todo el día, además de platos fuertes para almorzar y comer. Ah, y de tragos, lo que quiera: desde refajo hasta raspados “envenenados”.

Dónde: Tr. 6 n.º 27-50 (Centro) y Cra. 7 n.º 67-39 (Zona G)

Teléfonos: 7954748 (Centro) / 7039032 (Zona G)

Los imperdibles:

la Posta Negra de la Familia Espinosa y los rollitos de longaniza de gallina ahumada.

Platos desde: $21.000

Patria

Lo primero es que no lo confunda con Salvo Patria, por favor. Dicho esto, si su visitante ilustre quiere probar los platos insignia de nuestra gastronomía —al pie de la letra y sin ninguna intervención de autor— tráigalo aquí. En Patria encontrará lo más típico entre lo típico: desde la morcilla hasta el sancocho y el quesillo con jalea de guayaba. Lo mejor de todo es que no tiene que dar mil vueltas por la ciudad para darle a su visitante un recorrido por toda la cocina colombiana, porque en este menú no dejaron ningún plato típico por fuera, créanos.

Dónde: Cl. 16 n.° 5-41 (Museo del Oro), Cl. 83 n.° 12A-11 (Zona T), Av. Cl. 26 n.° 69B-33 (Hotel Marriot Cl. 26)

Teléfonos: 3347128 (Museo del Oro), 6210682 (Zona T), 2959462 (Hotel Marriot Cl. 26)

Los imperdibles:

la frijolada y el ajiaco.

Platos desde: $16.900

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.