El tan mentado Hay Festival se celebró en Cartagena, y detrás de caras tan conocidas como las de Fontanarrosa o Belisario Betancur, muchas personas trabajaron para que el encuentro de escritores fuera un éxito. Una de ellas es Ana María Aponte, su jefa de prensa, que con 37 años le apuesta -¡oh locura!- a la cultura desde su propia empresa de comunicaciones, Comunicación y Cultura. Tras cursar periodismo y hacer estudios de arte, música y filosofía, trabajó con Inravisión, el Ministerio de Cultura, la Vicepresidencia de la República y se enamoró de Barranquilla, donde vivió durante tres años. Ya sea haciendo gestiones para el Festival de Jazz de Bogotá, Eurocine o el proyecto social Fundación Huellas en Malambo, Atlántico, el tiempo de Ana María es escaso y valioso. Vivir a mil por hora respondiendo correos electrónicos y llamadas telefónicas hace ya parte de su rutina, un pequeño precio a pagar por emprender grandes misiones que llegan a feliz término.

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.