Expertos en carros, especialmente aquellos que chorrean la baba por un clásico, suelen debatir sobre cuál es el auto más bonito que jamás se haya fabricado. Aston Martin, Ferrari y hasta Alfa Romeo hacen parte del listado. Sin embargo, suelen concluir que es un Jaguar el que se lleva el premio.

Es, sin dudas, el Jaguar E-Type, un carro presumido por cualquier coleccionista y con características muy singulares que lo hacen tan raro como tan único. Puede que usted —si le gusta todo este rollo de carros clásicos— haya leído hace unos meses que una de estas reliquias fue encontrada abandonada en un granero en Inglaterra y que fue subastada a un mayor precio que uno en intactas condiciones. Este modelo se produjo entre 1961 y 1975 pero por esta época es difícil encontrarlos y hacen parte de aquellos clásicos inmortales. (Top 10 de los carros más caros del 2017 )

Sí, los clásicos siguen siendo admirados, pero vivimos en una época en donde se fabrican carros pensados para el futuro, carros que solucionen la movilidad y hasta que sean amigables con el medio ambiente. Palabras más, palabras menos: carros eléctricos. Eso, por supuesto, no tiene nada de malo y serán las máquinas del futuro. Pero más allá de prototipos lejanos, los carros eléctricos son, a fin de cuentas, los mismos carros que hoy tenemos pero con una batería y un motor eléctrico.

Por eso, sería muy raro ver un carro antiguo con condiciones eléctricas. Buenas noticias: Jaguar acaba de lanzar el E-Type Zero, una nueva versión de este emblemático clásico con un motor totalmente eléctrico y un comportamiento inigualable. Desarrollado en su planta principal del Reino Unido, el carro es una restauración de un E-Type antiguo con alguna mejorías de aerodinámica, luces nuevas en LED, un interior que incluye pantallas táctiles y, por supuesto, un poderoso motor de 220 kilovatios y una batería de iones de litio.

Todo esto logra que el Zero sea 46 kilos más livianos que el original y se demore hasta un segundo menos en alcanzar los 100 km/h. Esa cifra la puede alcanzar en apenas 5,5 segundos. (Nio Eve: El carro del futuro que se conduce solo y tiene hasta cama)

Este nuevo modelo, además, logra alcanzar velocidades de hasta 270 km/h y su batería se puede recargar en cualquier estación normal de carga de carros o hasta en su propio garaje con un tiempo promedio entre 6 y 7 horas. Lo que todavía no se conoce es la cantidad de carros que la marca producirá pero Tim Hannig, director de la gama clásica de Jaguar dijo que el propósito de esta creación es incentivar el mercado de los clásicos en futuras generaciones incorporando al mismo tiempo nuevas tecnologías y desarrollos de seguridad.

Sobra decir que si Jaguar —o cualquier otra marca de clásicos— se anima a sacar modelos eléctricos de sus colecciones emblemáticos, la fila de interesados será larga y el futuro de los antiguos puede estar en buenas manos. (El carro de carreras que se maneja solo)

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.