+ No marque territorio. Si bien su cerebro primitivo le dice que orinar es demarcar su zona, no deje su rastro en el inodoro. Hay otras maneras de dejar su marca en mi trasero. (Consejos para afeitarse el cuerpo)

+ Vista periférica y enfoque. Si cuando era pequeño lo usaban de mandadero y nunca lo hizo bien, ¡supérelo! No estoy para encontrarle todo lo que tiene en las narices.

+ Drama y hormonas. Ser mujer implica mantenerse en cambios constantes, mírelo por el lado que es: tendrá varias mujeres en una y gozará de un teatro ambulante que hará su vida más divertida.

+ No se meta con mis zapatos. Evite criticar la cantidad de zapatos, ropa o carteras que compro, pues mis hobbies son más baratos que los suyos, así aparenten ser excesivos.

+ O ella o yo. Ya es hora de destetarse de su mami. Todo aquello que considere que ella hace mejor, pues vaya adonde ella y que se lo enseñe.

+ No soy cuerpo glorioso. Si antes no salían gases de mi cuerpo y siempre estaba oliendo a juguete nuevo, prepárese porque conocerá el diablo que habita en mí. (Consejos prácticos para masturbar a una mujer)

+ Sobre el control remoto y otras torturas. El sonsonete de un narrador de deportes es similar a meterle una tostada entre los calzoncillos. Acepte de una vez que el control remoto no puede ser de su soberanía.

+ Es mi calefacción. No chille cuando le ponga encima mis pies helados. Su función de calefacción es un derecho que me toca.

+ No trabajo en C.S.I. Cuando se quite la ropa, cuando se afeite, cuando se corte las uñas, no deje rastro. No me interesa una muestra de su ADN.

+ Su dinero es nuestro, pero el mío es mío. Si quiere a su lado una mujer fina, entienda que el costo de mantenimiento es muy alto; más, incluso, que el de un Porsche. Considérenos un CDT de alta inversión. (Consejos para practicar sexo anal sin dolor)

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.