Aquí no le van a poner rancheras todo el día y por más que busque no va a encontrar una sola imagen de Frida Kahlo. Pero en la comida va a encontrar los sabores más autóctonos de México. Así es el concepto. Lo más típico está en sus platos, pero el sitio está lejos del cliché de taquería de barrio y no está lleno de referencias populares mexicanas.

La Güera Urbana es mucho más sofisticada. El diseño está muy bien montado: tiene una terraza (pet friendly), un bar lounge, una sala principal y una barra, que es el centro del restaurante. De hecho fue pensada para que, sin importar dónde se siente, pueda abarcar todo con la mirada.

La comida es buenísima. Cuando vaya, pruebe la barbacoa de costilla (cocinada entre 8 y 12 horas), el aguachile (una especie de ceviche mexicano), los camarones a la diabla y los tacos arrechera. El guacamole merece capítulo aparte. Pruébelo y después nos da las gracias. Para cerrar como Dios manda, pida la milhoja de cajeta, créanos que nunca ha probado algo parecido.

Si va en plan de tomarse unos tragos, tienen diez cocteles de autor increíbles. Le recomendamos ir entre jueves y sábado, que es cuando tienen mariachis y DJ. Pero llegue temprano o haga reserva porque en esos días se llena. Si quiere ir en plan más familiar o a pasar el guayabo, los domingos tienen brunch a la mexicana.

Dónde: calle 69A n.° 4-40. Instagram: @lagueraurbana

Lea también: (otros restaurantes nuevos)

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.