Cuando se tiene una pasión que desborda cualquier límite, el pasar de los días resulta fácil. Los de Luis Humberto Sánchez están llenos de aviones, rutas, pasajeros y aeropuertos. Desde su cargo de gerente general para Colombia de Copa, es su deber que la aerolínea camine —o mejor, vuele— sin contratiempos. Para tranquilidad de todos podemos decir que lo está logrando. A sus 33 años lleva diez ligado a la aviación; estuvo a punto de ser piloto de la FAC, pero se decidió por ingeniería industrial. Luego de diez años en Aires, la empresa de bandera panameña lo llamó para que tomara las riendas en nuestro país. Su trabajo no es ningún sacrificio, pero tampoco lo es todo en la vida. En golf es handicap 23 (y mejorando) y en la casa no se cansa de jugar con su hijo, con él disfruta embadurnándose de acuarela. Luis Humberto vive metido en un avión y es experto en la materia, no ha piloteado uno, pero está seguro de que pronto lo hará. No tenemos razones para no creerle.

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.