Fui causa de grandes desilusiones, porque en ese entonces era un niño y, por supuesto, nada tenía que ver con el perseguido narcotraficante que salía en televisión y que esperaban capturar en los aeropuertos.

No recuerdo bien el día exacto de la muerte del capo, pero sé que a partir de ese momento me ahorré una cantidad de problemas. Mi nombre completo es Pablo César Escobar López, tengo 32 años, nací en Cali y soy historiador de profesión, aunque trabajo en una empresa familiar de agroindustria. Ahora que no tengo inconvenientes para salir del país, lo que más disfruto de mi nombre es hacerles creer a los gringos que Pablo Escobar era mi tío.

VEA EL ESPECIAL COMPLETO DE TOCAYOS

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.

Contenido relacionado