El sábado se inaugura oficialmente la nueva tienda de Apple en el Upper West Side: 63 con Broadway. Y si cada tienda de Apple, más que una tienda de Apple, es un museo de Apple, ésta es el Louvre de Apple. ¿Está pensando cómo puede una tienda ser más bonita que el Apple de la Quinta con 58? Pues piense que en esta nueva tienda caben 11 de la otra. Once. El piso de arriba es un espacio abierto y amplio, cerrado por murallas de mármol que sostienen un inmenso techo de vidrio. Al entrar, se siente la misma tranquilidad que produce la entrada a una catedral en pleno verano. La madera de las estanterías se siente como la de los bancos de una iglesia. Y cada máquina está expuesta como un altar. Esto es, de verdad, un sitio de culto.

Apple abrirá 50 tiendas el próximo año alrededor del mundo. Ya tiene 281. En su año fiscal que terminó en septiembre, Apple recibió 6.6 billones de dólares, de los cuales 1.4 fueron utilidades. Cada tienda, en ese orden de ideas, vende 26 millones de dólares al año. De las 170 millones de personas que entraron a las tiendas de Apple en el mundo durante ese año, 1 millón eran usuarios de Windows que, con la entrada a la tienda, decidieron cambiarse a Mac. Esto es como el catolicismo en pleno Siglo V: un imperio en expansión.


PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.