A Natalia Rodríguez nos la recomendaron sus amigos más cercanos, vimos su foto en internet y no dudamos ni un segundo en pedirle que dejara por un momento Santa Marta, ciudad donde trabaja como bióloga, y viniera a Bogotá para que posara frente al lente de la fotógrafa Juanita Ochoa y fuera nuestra Modelo no modelo ecológica. Esta barranquillera de 23 años tiene una vida realmente envidiable, su trabajo la obliga a estar todo el tiempo cerca al mar y bucear es uno de sus oficios. Es la primera vez que se pone enfrente de una cámara, y ni hablar de hacer un desnudo, pero con el ánimo de apoyar la ecología y de ser parte de esta edición, terminó aceptando, sumándose así a la cuota de modelos naturales que protagonizan esta edición.

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.