En los meses de más calor, las mujeres secretamos una hormona que estimula el apetito sexual, la llamada hormona estimulante de melanocitos, que se activa cuando la mujer se expone a la luz del sol y es responsable de que todos los hombres nos parezcan apetecibles. (Aprenda a decir palabras sucias en el sexo)

También le puede saber por qué a los hombres les gusta el olor a sexo


Por su parte, los hombres producen más serotonina; la luz estimula la producción de este neurotransmisor y aumenta el deseo. 

Así, las vacaciones, el sol y el verano (tanto el climático como el que ya conocemos hasta en invierno) aumentan el número de encuentros sexuales. Sin embargo, si la temperatura aumenta se presentan ciertas molestias que son importantes tener en cuenta para que no se le queme el polvo: 

1. El cuerpo empieza a sudar... Y nadie quiere acercarse a un cuerpo pegajoso y chicludo. Báñese las veces que sean necesarias al día. (Manual para medirse el pene)

2. El calor post-coito lleva a una desidia infinita. Así que relájese, no es que su pareja no lo quiera y solo lo está usando, es que ese calor tanto por dentro como por fuera es desesperante. 

3. Las jornadas extremas de exposición al sol, como a las que nos encanta someternos las mujeres para broncearnos, generan insolaciones que hacen incomodo el contacto físico. No es que su novia no quiera dejarse querer, es que considere. 

4. El uso de encajes y fibras de nylon no son una opción, causan incomodidad en la entrepierna y pezones. Entonces no exijan tanto en tierra caliente. 

5. El exceso de calor irrita y proliferan las bacterias, por lo que aumentan los olores nauseabundos en los genitales, axilas y cuero cabelludo. Repito, báñese seguido. (El corazón de abajo de Esperanza Gómez)

6. Muchos creen que por bañarse en el mar o piscina no deben ducharse. Carajo: ¡BÁÑESE!

7. Tener sexo en la playa es la fantasía de muchos, pero la arena caliente causa laceraciones en la espalda y las nalgas. Además, nada más absurdo que la arena en el culo y la vagina. Búsquese un lugar más cómodo, y si va a las playas de Florida (EE.UU) y algún pervertido lo está grabando con el celular para mostrarle a la policía, evítese dos años de cárcel por el deseo de cumplir su fantasía (si leyó la noticia sabe de lo que estamos hablando).

8. Ojo: el bronceador no es lubricante y destruye los condones. 

9. No quitarse el vestido de baño durante las vacaciones genera un efecto húmedo-seco desagradable. O sea, sexo- bikini- sexo: ¡GAS! (Por qué ver porno puede mejorarle su erección)

10. La sal marina reseca el canal vaginal y causa irritación y picazón en los genitales. Entonces, por si no se los he advertido antes, ¡báñese! 

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.