Sobre el ruso Grigori Yefímovich Rasputín, el famoso “Monje Loco” a quien le atribuyeron poderes curativos, predicciones sobre el futuro y organizador de las mejores orgías en tiempos del Zar Nicolás II a principios del siglo XX, existen varias historias, pero quizá la de su místico miembro viril es una de las más interesantes.


Después de su trágico asesinato a manos de aristócratas rusos, el 30 de diciembre de 1916, se dice que cortaron su pene como trofeo e incineraron su cuerpo. Desde ese momento nacieron varias leyendas sobre el paradero del pene de Rasputín, que apareció solo hasta 1967 cuando una anciana parisina sacó a la luz una caja de madera en la que se encontraba el órgano sexual de 30 cm de largo.

 

                           

                            Se cree que el pene del monje hace milagros a hombres con impotencia.

 

Tras varias pruebas científicas se comprobó la autenticidad del falo del “Monje Loco”, comprado por el museo erótico de San Petersburgo por 8 mil dólares. Actualmente es la reliquia más importante de ese museo, es el pene más grande del que se tenga registro y uno de los más famosos de la historia.

 


Curiosidades del pene (no del de Rasputín, del suyo):

 

• El prepucio del pene puede producir 23 mil metros cúbicos de piel, con la que se podría fabricar una lona para cubrir tres campos de fútbol. Una hazaña de la medicina y la tecnología que ya ha sido capaz de cultivar tejido adiposo para víctimas de quemaduras usando el prepucio de niños circuncidados.


• La principal causa de fracturas de pene es la masturbación vigorosa. 


• Se dice que el pene que más veces tuvo relaciones sexuales, el que más trabajó y se divirtió, fue el del rey Fatefehi de Tonga, quien, según la historia, desfloró 37.800 mujeres entre los años 1770 y 1784, algo así como siete vírgenes al día. 


• El pene tiene un papel fundamental en el tiempo que demora un orgasmo. En promedio el orgasmo de un hombre dura 6 segundos, mientras que el de las mujeres es de 23 segundos, cuatro veces más.


• De 400 hombres, solo 1 tiene la flexibilidad necesaria para poder practicarse sexo oral a sí mismo. Sin embargo, se estima que de esos 400, todos lo habrán intentado seriamente por lo menos alguna vez en la vida. 


• No se necesita cerebro para eyacular. La orden para hacerlo viene desde la médula espinal. 


• La especie más antigua sobre la tierra a la que se le conoce un pene es a una criatura marina llamada Colymbosathon ecplecticos. El término viene del griego antiguo que significa algo como “el asombroso nadador de gran pene”. 


• El pene circuncidado puede reconstruirse tirando hacia arriba la piel móvil del tronco y fijándola en esa posición con cinta. Después los doctores ponen anillos de plástico, fundas y pesas. 


• Existen dos tipos de penes: los que se expanden y crecen cuando llega la erección (creciente) y los que parecen grandes todo el tiempo y apenas crecen cuando llega la erección (exhibicionista). El 79% de los hombres tienen penes de tipo “creciente” y el 21% restante son de tipo “exhibicionista”.


• Según investigaciones alemanas, el pene resiste un coito de 2 minutos y 50 segundos seguidos. 


• Los hombres atractivos pueden tener un esperma más fuerte que los demás. Investigadores españoles realizaron una prueba en la que fotos de hombres que tenían “semen bueno”, “regular” y “pésimo” fueron mostradas a mujeres para que escogieran al más atractivo. El 92% de las mujeres eligieron a los mayores productores de esperma, que a su vez eran los más guapos.


• Fumar puede acortar su pene casi un centímetro, pues gran parte de la erección depende del flujo de la sangre y el tabaco calcifica los vasos sanguíneos, lo que dificulta la circulación eréctil.

 

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.