Garganta profunda
Calificación:
25% de erección
La historia: Insatisfecha con su vida sexual, Linda va al doctor para preguntarle por qué no puede nunca alcanzar la "pequeña muerte". Descubren que la joven tiene su clítoris en la garganta. Pobre infeliz. El resto de la película da cuenta de cómo logra superar su malformación.
Escenografía y fotografía:
"Retro". Las pintas son divertidas, el ambiente es como sucio y poco sexy.
Diálogos: Contiene los peores y más predecibles chistes porno de la historia y el diálogo es pueril.
La trama y las actuaciones: Esta película trató de tener cierta actuación y escenas orquestadas, pero realmente fracasó en todos los intentos. Produce risa y "pena ajena".
Las escenas de sexo: Sus escenas fuertes son desagradables, mocosas y sudorosas. Una cadena de "guacs".
Los actores: Esta película es anterior a la fiebre de la silicona y de los cuerpos rasurados, así que son naturales. Hay una gran presencia del estilo "afro" típico de esa generación. Linda Lovelace dijo que Chuck Taylor, compañero y mánager, le pegaba entre escena y escena. Se detectan golpes en su cuerpo.
Eyaculaciones: el clímax de Linda se ilustra con fuegos artificiales celestiales.
Comentario: Garganta profunda no es una buena película. Se ha posicionado por ser la primera en tener publicidad y distribución mundial. Se rodó en seis días con US$25.000 y recaudó 600 millones de dólares.


Lujuria en la finca de mi amá
Calificación: 0% de erección
La historia: Un sórdido paseo a una finca en algún lugar de Antioquia. Puede ser un after party que salió mal o lo que más miedo les dé. No me quiero ni imaginar el after guayabo de los actores.
Escenografía y fotografía:
Fue grabada en Betamax, a juzgar por la terrible calidad de la imagen. Si produce alguna sensación, sería la de pesadez y perdición en un quiosco finquero complementadas con unas escenas interiores paupérrimas en una cocina al lado como de un fogón.
Diálogos: Está hablada en idioma paisa sin subtítulos.

La trama y las actuaciones: Parece una fiesta de sicarios, aunque podría ser una reunión de vampiros enrumbados. Es bastante tenebrosa. El ambiente exuda aguardiente y cocaína.
Las escenas de sexo: En una escala de asco del 1 al 10, estas se ganan 15 puntos.
los actores: Les haría falta a todos pasar meses en un gimnasio y dejar de comer tanta bandeja paisa y arepas con aguardiente antes de atreverse a hacer otra película.
Eyaculaciones: ¿Una o ninguna? No alcancé a ver tanto.
Comentario: Esta, por supuesto, más que las otras dos, pertenece al género de terror, aunque el término "pornomiseria" la define perfectamente.

PROHÍBESE EL EXPENDIO DE BEBIDAS EMBRIAGANTES A MENORES DE EDAD, EL EXCESO DE ALCOHOL ES PERJUDICIAL PARA LA SALUD.