De niña practicó gimnasia olímpica y soñó con convertirse en la sucesora de Nadia Comaneci. Por fortuna para nosotros, esta mexicana cambió las mallas, las barras y el potro por los balones y las canchas de fútbol. Gaby no juega este deporte, pero toda su carrera periodística la ha hecho entre futbolistas. En este mundo se mueve, como la pisciana que es, como pez en el agua. Empezó en el programa de televisión Fútbol a fondo e integró el equipo de Primero el Mundial, con el que cubrió los certámenes de Corea-Japón 2002 y Alemania 2006. Luego trabajó en Las Águilas del América, el equipo de sus afectos, y ahora hace parte del grupo de Fútbol para todos, que transmite la cadena Fox Sports. Es reconocida en su país por las entrevistas que ha hecho, pero se volvió famosa en todo el mundo por la que no pudo hacerle al guardameta español Iker Casillas. Las malas lenguas dicen que la novia de este, la periodista Sara Carbonero, la vio y no lo permitió. Las razones del repentino ataque de celos femenino saltan a la vista en esta imagen. Y mientras nosotros fantaseamos con Gaby, ella hace lo propio con ir al Mundial de Brasil 2014 y con entrevistar a Pelé y a Messi.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.