Comer o tragar semen
Splash of spilled white liquid on gray background top view | Foto: 2022 Getty Images

Consejero

2 de octubre de 2022

¿Tiene la manía de comerse su semen luego de la relación sexual?

Para aquellos que no saben si esta bien o mal ejecutar esta práctica, le contamos...

A través del portal de Mens Health, un usuario manifestó que luego de eyacular dentro de su mujer, tiene el hábito de comerse su propio semen, sin embargo, así como muchos usuarios mantenía la duda de si resulta sano o no comerse el esperma.

Al respecto, el sexologo Fernando Rosero, especialista en sexología de la Clínica Marly, dijo para SoHo que “algunos hombres han encontrado gratificación en ‘tragarse’ su propio semen. Ahí que decir que está comprobado que no hay ningún tipo de perjuicio o afectación para la salud, ni el estómago, ni en ninguna otra parte”.

Además añadió el especialista que simplemente es una práctica sexual de gusto voluntario. “Lo que sí está claro es que comerse el semen de otra persona, existen posibilidades de un riesgo de una enfermedad o infección de transmisión sexual que sería la única condición. Vale la pena mencionar que en sexualidad todas las prácticas sexuales son válidas, siempre y cuando se cumpla la regla de oro y es que usted quiera que yo quiera hacerlo y que no se viole ninguna ley o tema legal”.

Dentro de las patologías que podría contraer sí ‘traga’ el semen de una mujer están:

-La sífilis

-El herpes

-La gonorrea

-La clamidia

-VIH

La recomendación de los expertos es que conozca primero la salud de la otra persona antes de hacerlo para evitar enfermedades, aunque infortunadamente es una práctica que no se hace y muchas veces se contraen infecciones por este descuido.

Hay que tener en cuenta que dentro de los componentes del esperma se puede encontrar vitamina C, fructuosas y proteínas. Algunos lo encasillan como nutritivo, “en teoría”, no es que sea comprobado. Existen otro tipo de cuestionamientos como si al tragar el semen de un hombre una mujer puede quedar embarazada y la respuesta es no.

Así mismo, cuando esto ocurre y no hay más deseo sexual, según el portal de Mens Health es completamente normal, simplemente el cuerpo le dice que ya ha terminado y eso es todo. Entonces comer su propio semen o el de su pareja no se preocupe o ponga presión encima, entienda que no afectará su salud que es lo verdaderamente importante.

Eso si tenga en cuenta que alimentos como el brócoli, los espárragos, la carne o el pescado pueden hacer que el sabor no sea el más apetecible, incluso para usted. Tenga en cuenta su dieta si es que quiere seguir con esta práctica.

SexoComer