Digamos que como buen fanático de lo tecnológico usted tiene Tinder en su smartphone. Admítalo, en un país en el que se hacen 8 millones de swipes al día y se envían 500.000 mensajes entre parejas que se han conocido por ahí, tener esta app no le debería dar nada de vergüenza. Al contrario, es casi una cortesía social que da a entender que es un optimista empedernido (cual hincha del Once Caldas) y que reconoce que aún hay “muchos peces en el mar” (aunque mejor no lo diga en voz alta).

Supongamos que usted hace parte del 0.6% de los hombres que logran un It’s a Match —las mujeres lo logran un 10.5%, siéntese a llorar— y concreta una ida a comer con esta chica. Si todo sale bien comenzará un juego en el que las verdades se entremezclarán con ciertas mentirillas blancas y otras tantas formas de seducción.

Y es que uno puede tener ropa especial para este tipo de salidas —lo mismo que lociones o cortes de cabello—, lo que no puede cambiar tan sólo para “ir a tomar café” es el smartphone. Con la gran variedad de dispositivos, colores, precios y accesorios que hay en el mercado, estos se han convertido en los más francos, honestos y directos símbolos de lo que somos en realidad, de lo que aspiramos a lograr y hasta de lo que hemos sufrido.

Sin más juego previo hablemos de algunas referencias que hoy acaparan titulares y, basados en sus características, entendamos qué tipo de mujer hay realmente detrás del único en esa cita que va a pasar la noche a su lado: el teléfono celular. 

Si ella llega con un…

Samsung Galaxy S9: este es un smartphone tremendo. Es lo más destacado, hasta la fecha, que ha hecho la marca coreana. Tiene carga rápida e inalámbrica, además de  una cámara de apertura f:1.5 que enfoca siempre de manera perfecta y con un gran sistema de estabilización. No en vano en 2017, Samsung fue la marca más vendida en Colombia. ¿Qué nos dice esto su dueña? Que se trata de alguien que arriesga poco. Tener un Samsung es simplemente jugar a lo seguro y ella busca lo mismo en alguien. Así que se puede ir preparando para visitas en la sala de la casa, paseos con un perro que lo odia, charlas de política con el papá y muchas idas a cine. Al final, como con el S9, le aseguro que la experiencia valdrá la pena.

 

Huawei P20 Pro: tiene tres cámaras. Si señores, ¡tres! Todas Leica con excelente desempeño. Materiales de alta calidad, carga rápida, cubierta trasera en vidrio con colores en degradado, un potente procesador Kirin 970 y un gran sistema de inteligencia artificial que reconoce casi cualquier escena concebible. A este chica la molestaban bastante en el colegio, quizás no era la más linda, pero sí la más persistente. Al día de hoy nadie puede evitar mirarla o hablar con ella y cuando uno la presenta a los amigos todos quedan sorprendidos. Se puede ir preparando para planes que van desde comer perro caliente en una esquina hasta ir a una exposición de arte. Aunque tenga cuidado, como las cámaras de su smartphone, tiene la tendencia a saturar un poco.

 

iPhone X:  con esta marca siempre es difícil llegar a conclusiones definitivas, aunque hay ciertas señas a las que debe poner cuidado. El iPhone X es una gran máquina, tiene sin duda unas de las mejores cámaras del mercado. El modo retrato es un espectáculo, la pantalla OLED tiene una definición altísima, su diseño ha  sido copiado por muchas marcas a lo largo del último año y iOS funciona de una manera fluida y muy segura. Pero es caro, muy caro. Con un precio de 1.000 USD (lo que equivale a 2.900.000 pesos, pero que en las tiendas colombianas se sube inexplicablemente hasta 4.2000.000), es importante preguntar “¿cómo lo conseguiste?”. Si la respuesta es algo como “ahorré porque me gusta desde que lo ví”, “pedí un crédito en la tienda” o “me lo descuentan del salario”, felicidades: es una chica trabajadora que quiere darse un gusto y sabe lo que es bueno. Si por el contrario dice “me lo regaló un amigo”, prenda todas las alertas, pida la cuenta y corra sin mirar atrás. Sin saberlo estaba en una cita con una “bendecida y afortunada” o una “princesa de Dios” y lo más posible es que su “amigo” de hecho tenga nombre, alias y una 4x4.

 

Xiaomi RedmI Note 5A: si ella llega con un Xiaomi, posiblemente ese sea el tema de conversación durante la primera media hora. Xiaomi se convirtió en la quinta marca más vendida en Colombia el año pasado y el Note 5A Prime con 3 Gigas de RAM, 32 de almacenamiento y un procesador Snapdragon 435 de ocho núcleos y un precio de venta que ronda los 500.000 pesos es una gran compra. Mientras están haciendo la fila en el Tostao que escogieron para verse, piense que quizás le convenga abrir el espectro de posibilidades, después de todo el vino de D1 no es tan malo y definitivamente esta chica le va a enseñar a no botar la plata en tantas bobadas y coleccionables de Star Wars que no necesita.

 

Asus Zenphone 4 Pro: ¡Felicitaciones! Está en una cita con alguien que sabe más de tecnología que usted. Disimuladamente guarde su iPhone 6 en el bolsillo y dedíquese a aprender. Seis gigas de RAM, 128 gigas de almacenamiento interno y un procesador Snapdragon 835, demuestran que este smartphone es potencia pura. La cámara doble integra sensores SONY de alta gama que con una apertura f:1.7 le permite tomar fotografías en condiciones poca luz con alta calidad. Asus tiene una fuerte tradición gamer, así que, si por casualidad salió con una, le recomiendo que revise este artículo. ¿Qué puede esperar de esta chica? fines semana tomando fotos, largas sesiones musicales con grupos que sólo ella conoce y posiblemente más de una llamada a media noche, pero suya para que le ayude a configurar el Smart TV.

¿Algún otro smatphone del que quisiera saber más?

Felipe Sánchez